Cómo circular correctamente por una rotonda

Portada » Noticias sobre desguaces » Cómo circular correctamente por una rotonda

Cómo circular correctamente por una rotonda

circulacion rotonda

Visitar los desguaces online para buscar una pieza para el vehículo es algo muy normal tras un accidente. ¿Sabías que uno de los lugares donde más accidentes se producen en la ciudad es en las rotondas? Para evitarlo, te vamos a dar unos cuantos consejos sobre cómo circular correctamente por una rotonda.

Como circular correctamente por las rotondas

Es muy importante la correcta elección del carril dado que se tratan de la misma forma que en el resto de vías, las rotondas no tienen ningún tratamiento especial. Independientemente del número de carriles con el que cuente una rotonda se rigen por las mismas normas de tráfico que cualquier tramo de carretera o autopista.

Cuando vayamos a entrar en la rotonda hay que elegir el carril idóneo según la salida que queramos tomar. Si vamos a tomar una de las primeras salidas, es conveniente que nos coloquemos en el carril de la derecha. Nunca hay que tomar el de la izquierda y después girar a la derecha porque podremos colisionar con el coche que va correctamente por el carril derecho y la culpa será nuestra.

Respecto a la preferencia de paso, las normas de las rotondas son las mismas que en los cruces, aunque eso sí, los vehículos que ya se encuentran dentro de la rotonda tienen preferencia sobre los que se van a incorporar a ella.

No hay que olvidarse que la incorporación a la rotonda debe hacerse siempre en el carril de la derecha. En zonas urbanas, las salidas y entradas suelen tener pasos de peatones y éstos pueden estar cruzando, por lo que hay que mantener una velocidad moderada porque ellos tienen la preferencia antes que los vehículos.

Para finalizar, hay casos en los que un vehículo puede utilizar momentáneamente ambos carriles de la rotonda, pero solo los vehículos pesados o largos. La razón es porque necesitan más ángulo de giro que un vehículo más pequeño como un coche. Este es el único caso en el que está permitida la invasión de ambos carriles.